Su amigo mulato no pudo resistirse a echarle un polvazo

    

Llevaba tiempo pensando en ello, pero al fin esta rubia decidió seducir a su amigo mulato. Le invitó a comer a su casa y se puso su vestido más sexy, con el que acabó poniendo cachondo al chaval. No pudo decirle que no y pronto su enorme polla de color se puso bien dura, algo que a ella la dejó asombrada y que la llevó a la cama a cabalgarla, con una de las mejores folladas de su vida y que más orgasmos le provocó.

Categorias: Interracial
11:52
Videos Porno relacionados